La vacuna «Arvac-Cecilia Grierson», basada en proteínas del coronavirus que se elaboran y sintetizan en el laboratorio y que comenzará a probarse en humanos, “podrá producirse en nuestro país de punta a punta y servirá para aprender a trabajar de nuevas formas y para futuros desarrollos», señaló a Télam la líder del proyecto, Juliana Cassataro.

«Arvac-Cecilia Grierson» comenzó a desarrollarse por el grupo liderado por Cassataro de la Universidad de San Martín (Unsam) y el Conicet en junio del 2020 y los estudios preclínicos fueron financiados por la Agencia Nacional de Promoción Científica (Agencia de I+D+i), dependiente del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación.

En tanto, el desarrollo y escalado industrial, así como el estudio clínico de fase 1, son financiados por el Laboratorio Pablo Cassará.

Un día después del anuncio de que la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) aprobó el inicio de pruebas en humanos (Fase 1) de la vacuna

Fuente: Télam/Ministerio de Salud de la Nación